“Una locura destruir la ciclovía”, dice el alcalde de Tepakán Weyler Coral

0
52

El conflicto territorial con ejidatarios de Teya realmente “no existe” ya que cuando se ejecutó la obra de la ciclovía Tepakán- Kantirix tuvieron conocimiento y de común acuerdo firmó ante un escribano público el comisario ejidal y los que integraban la comitiva.

Fue así que el comisario José Santiago Brito Chan, el secretario Perfecto Tuyub Dzib y el tesorero Trinidad Matú Ek junto con el alcalde de Tepakán Weyler Coral Manrique y la secretaria de la comuna, María Chairez Lugo, así como integrantes del consejo de vigilancia del comisariado ejidal firmaron el documento donde ceden los derechos a la comuna.

El documento avala y deja como propietario de 7,200 m2 de tierras ejidales al ayuntamiento de Tepakán para que inicie los trabajos de la obra pública.

El presidente municipal de Tepakán, Weyler Aarón Coral Manrique, dijo que es una parte de tierra que le pertenece a la población de Teya, cerca de la comisaría de Kantirix y se aprueba una obra federal para construir una ciclopista en el área ya mencionado para beneficio de la ciudadanía.

El comisario ejidal de ese entonces otorgó la anuencia para que el Instituto de Infraestructura Carretera de Yucatán (INCAY) realice la vialidad mencionada.

Después de varios años, el actual comisario, Vicente Brito, pretende levantar polvo y exige el pago de 750 mil pesos como indemnización para los ejidatarios.

La comuna buscará la mejor manera de resolver este conflicto ante las instancias correspondientes y recurrirá a la Procuraduría Agraria,

“Cuando no existía la ciclopista, ni banquetas, era un verdadero peligro transitar por ese lugar, sería una locura destruirla como pretende el comisario si no les paga la cantidad que exigen” dijo el edil.

Coral Manrique sostuvo que analizan el caso de manera objetiva para determinar cómo resolver apegados a la legalidad.