martes, septiembre 29, 2020
Inicio Mérida Policiacas Lo atropellan ebrio y afirma, en varios idiomas, ser un “sicario”

Lo atropellan ebrio y afirma, en varios idiomas, ser un “sicario”

0
451
Un sujeto en estado de ebriedad se salvó de ser arrollado por un autobús al tratar de abordarlo en la carretera Mérida-Motul, a la altura del cruce de Cholul, pero al ser atendido por paramédicos y policías, señaló en varios idiomas ser un “sicario”.

De acuerdo con lo averiguado en el sitio, ayer alrededor de las nueve de la noche, la dueña de un expendio de cerveza informó a la policía estatal que un autobús de la línea Noreste, había embestido a una persona que intentaba pedir parada.

Al lugar arribaron elementos de la policía estatal en compañía de paramédicos de la misma corporación, quienes atendieron al lesionado y lo diagnosticaron con un alto grado de alcohol en la sangre, pues apenas pudo decir su nombre y lo que le había sucedido.

Al final de la valorización, paramédicos confirmaron que el sujeto solo presentó hematomas en el brazo derecho.

Elementos de la policía, al cuestionar al afectado, este dijo llamarse José Ramón Zaldívar, originario de Tamaulipas y ser sicario del grupo delictivo los “Zetas”.

Además, el sujeto fue calificado como “políglota” por hablar inglés, francés e italiano, idioma que usaba para comunicarse con los policías.

En la escena de igual manera se encontraban otras personas que esperaban el transporte, quienes señalaron que el sujeto, al ver que se aproximaba el camión pidió parada, pero por su estado se aproximó demasiado al autobús y este, al abrir la puerta, le propinó un golpe que lo hizo caer al suelo.

Sin embargo, la dueña de un expendio de cervezas, dijo conocer al sujeto, atestiguando que el chofer de la unidad había arrollado a su cliente, ya que lo identificó como la persona a la que desde hace horas le vendía cerveza.

Policías estatales indicaron que el expendio que se encuentra en pleno crucero de Cholul, ha recibido varias denuncias ciudadanas, alegando que vende alcohol y permite que las personas beban lo consuman dentro del local, funcionando como una cantina clandestina.

Al final, esta persona fue trasladada a los separos de la SSP por no tener ningún familiar que respondiera por él, en tanto que el autobús fue retenido en espera de la policía federal y de su seguro.

publicidad