Familia termina “enverjada” tras accidentarse en Kinchil

0
406

Debido al estallido de un neumático, una familia terminó saliéndose del camino en el nuevo libramiento que conduce al puerto de Celestún.

Aurelio O.C. (a) “Merreca”, de 54 años y conductor de un vehículo Aveo con placas YYV-950-A, viajaba desde Mérida acompañado por su esposa Guadalupe P.C., de 53, y una de sus hijas.

No obstante y en cuestión de segundos, a la altura del kilómetro 30+500, una de las llantas traseras se reventó y los mandó al monte, poco después de las cuatro de la tarde de este miércoles.

Al sitio se presentaron elementos de la policía municipal de Tetiz, a cargo del comandante Ubaldo Cuytún Poot.

Por último, se supo que la mujer y su hija fueron trasladadas a bordo de un auto particular a una clínica de Hunucmá para una revisión médica, ya que solo presentaron golpes leves, según indicaron familiares que llegaron al sitio.

publicidad