Insisten en blindar espectáculos violentos de niños y adolescentes

0
420

El presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Yucatán (Codhey), José Goff Ailloud, señaló que el organismo ha pedido al Congreso local se modifique la ley que protege los derechos de niños y adolescentes, de modo que estos no puedan ingresar a espectáculos considerados violentos.

Entrevistado sobre el tema, el ombudsman señaló que se solicitó al Legislativo se modifique la Ley de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Yucatán para que por mandato se prohíba la entrada de los menores a este tipo de espectáculos o cualquier espectáculo que promueva difunda la violencia, pues muy pocos han atendido la recomendación que se hiciera en la materia.

“Tenemos como sustento la petición que hizo la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a México para que atienda esta problemática, lo que ha servido de fundamento para hacer una recomendación a los 106 municipios sobre el mismo tema”, externó.

“Desafortunadamente, la recomendación no ha sido cumplida por la mayoría de los municipios y por ello, ahora hemos pedido al Congreso del Estado que legisle en la Protección de los derechos de las niñas, niños y adolescentes, de manera que por ley quede impedida la entrada de menores a espectáculos que promuevan la violencia”, insistió.

Como se recordará, la Codhey emitió una recomendación general a los 106 municipios de Yucatán para que realicen las correcciones necesarias, de modo que se restrinja el acceso de menores de edad a espectáculos considerados como violentos, aunque esta no ha sido acatada por la mayoría de los ayuntamientos.

Hasta ahora, cerca de 18 han dado pruebas de cumplimiento de la recomendación, a través de modificaciones a reglamentos municipales para ello, por lo que insistió en que esto tendría que hacerse por modificaciones a la ley.

Por otro lado, Goff Ailloud lamentó de nueva cuenta la falta de consciencia del Cabildo de Tekax, el cual aprobó la elevación a patrimonio las peleas de gallos en dicha localidad.

En ese tenor, refirió que se fijó un posicionamiento en contra, al tiempo que se hace votos para que el cuerpo colegiado recapacite sobre el asunto, pues aseguró que este tipo de eventos promueven el alcoholismo, la ludopatía y la violencia.

Recordó que en aquel municipio se han documentado casos de tortura, casos de trato inhumado, cruel y degradante por parte de la policía municipal, que este año ya tiene dos recomendaciones de parte de la comisión.

publicidad