Se aproxima la veda del mero

0
167

La captura del mero concluiría con un incremento pese a la parálisis en la pesca que trajo la contingencia sanitaria por Covid-19.

Según un informe de la Cámara Nacional de la Industria Pesquera y Acuícola (Canainpesca) de Yucatán, la cifra de captura de mero en la presente temporada llegó a las cinco mil 619 toneladas, lo cual dejó una derrama económica cercana a los 340 millones de pesos.

El año pasado, según este grupo, la cifra fue de 4 mil 813 toneladas de mero obtenidas, lo cual tuvo un valor aproximado a los 290 millones de pesos.

Como se sabe, próximo 1 de febrero a partir de las 00:00 horas y hasta las 24:00 horas del 31 de marzo, entrará en vigor la veda temporal para la captura de esta especie en los estados de Campeche, Tabasco, Yucatán y Quintana Roo, y en el área comprendida entre los límites de Veracruz y Tabasco.

En la víspera del inicio de la veda, representantes del sector pesquero sostuvieron una reunión con autoridades federales de Conpesca y la API, en torno a la exportación de la especie durante este lapso.

En el encuentro, el presidente de la Canainpesca, Enrique Sánchez Sánchez, mencionó que en febrero también habrá otra veda, la de la captura de langosta, cuya actividad ha dejado la obtención de 471.15 toneladas del crustáceo cuyo principal mercado es la Riviera Maya.

En cuanto al pulpo, cuya capturar terminó en diciembre, el balance final cerró en 2 mil 792 toneladas de pulpo vulgaris, el cual obtiene la flota mayor, y 9 mil 58 toneladas de pulpo maya o rojo que se pesca en aguas someras por los pescadores ribereños.

El total fue de 11 mil 851.531 toneladas del molusco.

Durante la reunión, el sector pesquero también solicitó a las autoridades que haya mayor presencia de inspectores durante el proceso de exportación, así como durante la veda de las principales pesquerías del Estado.

publicidad