Llegada de las vacunas del COVID-19 no recuperarán la economía

0
192

El economista y director de la Facultad de Economía y Negocios en la Universidad del Anáhuac-Mayab, Luis Foncerrada Pascal, destacó que la situación de Yucatán, tras nueve meses de la pandemia, no es tan crítica como se ha presentado en otras entidades del país debido a la desvinculación económica estatal y la federal.

El especialista ofreció una conferencia virtual en la presentación del Observatorio Estratégico de Yucatán (OEY) donde señaló que México atraviesa por una situación muy difícil tras la emergencia económica que ha impactado a los sectores productivos del país, debido a la mala gestión gubernamental en el manejo de la crisis de salud.

Sobre la situación de Yucatán, el profesional destacó que la entidad debe impulsar una campaña muy fuerte de promoción, en la que participe la iniciativa privada para acercarse aún más a los sectores comerciales del sureste de Estados Unidos y agilizar los vínculos comerciales.

“La desvinculación del estado de la economía nacional y la atracción de inversiones extranjeras ha permitido que el impacto en su economía no resulte tan fuerte en comparación con otros estados del país” opinó.

Consideró que proyectos detenidos en las zonas costeras del estado por la falta de inversión en infraestructura deben ser retomados y que el sector empresarial participe con mayor fuerza, siendo la oportunidad para emprender una economía mixta en beneficio de ambas partes.

Foncerrada Pascal auguró que 2021 será un año complicado, pero no mucho más de lo que se vivido en el actual e hizo notar que la llegada de las vacunas contra el COVID-19 no serán la solución a la crisis económica.

“La economía se estabilizará, previsiblemente, en dos o tres años” vaticinó.

publicidad